domingo, 29 de marzo de 2015

desde que te ví con la pata de palo dije para mí


Cuando te acercas a los treintaicinco se te contractura el cuello, empiezas a pensar en congelar tus óvulos y se te ocurren rimas no-por-manidas-menos-brillantes. También vuelves a CASA por vacaciones, como si el aroma a torrija de leche te atrajera irremediablemente y acudieras semihipnótica hacia el país de la lluvia, siguiendo las vías del tren, habiendo dejado a tu novio de rodríguez, porque más que nada necesitaba descansar de tí y de tus cambios de humor de loca desequilibrada, y aunque el cuello te duela y parezcas robocob, y aunque el pastel murciano de carne lo tengas atravesado desde que lo engulliste en Chamartín por puro aburrimiento, cruzas el país consciente de que esta es tu pequeña contribución a la épica, ser una experta diagonales y verticales con mediatriz en madriz.                                       Cuando llegas, cuando llegas a CASA, cuando ella te prepara zumos de naranja y te hace preguntas sobre cosas en las que no quieres pensar, cuando les creas una cuenta de google, una de whatsapp, les alineas los cartuchos de impresión y les desinstalas varias barras de herramientas, cuando ella te cose el bajo de los pantalones y te acepta tal y como eres, y tú le cuentas a él el argumento de Lolita mientras apunta concienzúdamente los datos necesarios para hacerte la declaración de la renta y luego te arregla la cremallera de la maleta, tú te contentas pensando en la relación simbiótica que habéis establecido, hasta que te das cuenta de que ellos saben salvarte la vida, mientras que tú eres una experta en diagonales, en verticales y en el mundo de la chorrada.                                    Malaventurados los padres que dejan sus hijos a mi cargo.

sábado, 8 de noviembre de 2014

Me vienen a buscar a casa, para tomar unas cañas, así que cuento con el tiempo de que suene el timbre. No pasa nada, despacio. Hace mucho que no escribo. Sigo en el Desierto de Sonora, pero trabajo en el Bronx. No me va a dar tiempo ni escribir todo en minúsculas. La subversión se va por el desagüe. Ganará podemos y yo siento que me vuelvo de derechas, con la vergüenza inherente, el egoísmo, todo eso, merde. Hago bizcochos, me salen mal. Trabajo en el Bronx y todas las semanas salgo llorando del colegio. Hablaba el jueves con mi novio sobre nuestros padres, nos decíamos que eramos peores que ellos, llenos de inseguridades, seguíamos siendo temerosos, inútiles y muy egoístas. Qué bonito es cuando llega un pedido de libros a casa. Qué tristes los niños que ya conocen el valor del cobre. Interstellar, mucho lirili y poco lerele. Me compré una casa. Me asusta perderla. Son meses de mierda, quiero que mi madre mi abrace. Mi padre no sirve, tan generoso, no sirve porque las madres son lo único que cuenta cuando te hieren en la guerra. Hospital Carlos III. Gamonal. El jardín de los cerezos. Llaman al timbre. No foto, como en el vaticano.

domingo, 1 de junio de 2014

mazarrón II. albóndigas IV.





por otro lado, hoy llueve en el desierto y es como el cometa Halley, que sólo ocurre una vez en la vida, dos si tienes suerte, así que he salido a la calle a ver si cogía una pulmonía y a reconectarme umbilicalmente con los prados verdes con vacas, serpenteando entre las ruinas del teatro romano y los descampados, pensando en la comida italiana, en un hombre trajeado que era igual que Monago, en comprarme una casa, en los pescados en salazón, en lo bien que me sentía, y en las técnicas de construcción naval de los fenicios.

Naufragamos frente a lo que hoy es la costa de Mazarrón como unos Schettino cualquiera, estúpidos nosotros, nos acercamos a saludar y el cargamento de plomo que llevábamos nos arrastró hasta un fondo de dos metros y medio de profundad. Cuando lo contemos en Canaán ya verás qué risas. Cubrirá el casco la posidonia marina, se balanceará durante milenios sobre las cuadernas de madera de higuera. A nado hacemos los cincuenta metros que nos separan de la costa. Nos follamos a unas murcianas muy guarras que nos sirven vino mientras comemos zarangollo.

también pensaba en lo difícil que es construir la propia identidad sin proyectarse hacia los demás, y que sólo las señoras con bolsas en la cabeza parecen haberlo conseguido del todo. yodesdeluegono. por eso escribo todo esto aquí (¿), curioso, por otro lado, en un blog sin lectores (¿). también porque no vaya a ser verdad que los arboles que caen en un bosque solitario no hacen ruido, y que la visión tan hermosa de los tejados de esta ciudad de mierda brillando como nunca se pierdan en el tiempo como lágrimas en la lluvia.qué bien traído.cuñao.


luego ha sonado esto y ya ha sido la rehostia.




¿sería realmente Monago?

sábado, 17 de mayo de 2014

no ha salido la gallina dora



Desde que tengo un trabajo para siempre me permito algunos lujos como comprarme chuletones o ir al dentista.

También he tenido que empezar a vivir sola y de vez en cuando temo resbalar en la ducha y que no encuentren mi cuerpo hasta pasadas dos semanas. Tengo una vida aburrida y apacible, me doy todo el tiempo del mundo para que sucedan las cosas y aunque haya algunos fines de semana en que no me sale ningun plan y me paso dos días sin hablar con nadie, la mayor parte del tiempo estoy bastante bien. Es extraño. Me gusta la sonrisa de mi frutero, la cúpula de la iglesia de la caridad, el mar que brilla, las galletas de avena, el niño de Kirsty y las fortalezas abandonadas.  

Por otro lado, juzgo a los que me rodean con vehemencia y con demasiada frecuencia, lo que supongo que me convierte en una harpía sin sentimientos. 

Habrá que terminar el post. La liga es rojiblanca. Los slips también.




domingo, 16 de marzo de 2014

antigripales del ejercito



los desiertos de sonora, y que me perdonen los sonorenses de bien, además de que en ellos nunca pasa nada, son feos con avaricia. si tuvieran un pedazo de verde, al menos un metro cuadrado de prao sobre el que descalzarse, esta condena al ostracismo sería un poco más soportable. exagero cuando hablo de insoportabilidad. no lo hago en absoluto cuando hablo de secarral infame en el que llorarías sobre cada matojo si no tuvieras los lacrimales más secos que la mojama.

por lo demás, esta es una tierra de machotes con pecho palomo, mujeres intrépidas con pelo teñido y niños con abrigos y pantalones a juego; la "ciudad" se paraliza cuando izan y arrían la rojigualda (literalmente) y el deporte local que lo peta es correr hasta que te mueras para quedar en un buen lugar en la carrera de 53 kilómetros montañarriba-montañabajo-montañaarriba-montañabajo-montañarrrrrrr.......... el que no corre, bucea. 30 metros bajo el nivel del mar, y sin despeinarse, ¡pijo!

estos superhombres y supermujeres no sudan y apenas enferman, unicamente cogen la gripe una vez al año, y la combaten a base de antigripales del ejército. lo que en mi imaginación, viene a ser lo que matar virus a cañonazos. en fin, que tengo tantas posibilidades de sobrevivir aquí como que fassbender venga a follarme de forma tranquila pero eficaz.

miércoles, 5 de marzo de 2014

naranjitas y limones para todos los señores

Ardió la cocina de mis vecinos, tres estudiantes de segundo imberbes y espabilados, y entre una nube de extintores, llamaron a mi puerta asustados y temblorosos. 
Yo les ofrecí tranquilidad y tres vasos de agua. Al día siguiente ellos vinieron a darme las gracias y 4 kilos de naranjas de su campo. 
Nunca ha habido nada más de verdad.

martes, 31 de diciembre de 2013

Transiberiano



VÍA 2-SALTOS DE SKI EL PRIMERO DE ENERO.
Desciende mi cuerpo detrás de la maleta, ella tiene las ruedas rotas, yo también. EI andén es como la pista de esquí de garmisch, y mientras los esquiadores se deslizan y vuelan desde el trampolín, nosotras dos rodamos torpemente, hechas una amalgama de nieve, extremidades y confusión. Intento pensar y lo consigo; lo que es más complicado es aclararse, encontrar un camino inteligible entre la ventisca de ideas que me abofetea la cara. He llorado y se me ha corrido el rimmel y ello me avergüenza si me miro desde fuera, y me gusta si me miro desde dentro. Gran parte de los indicadores que usamos para evaluar nuestra vida proceden de la ficción, para que digan que el arte es inútil. Todo el cine de los años 40 resbala por mi cara. maraca loca. piano ardiente. Vagón 4. Me sacudo la nieve del abrigo. Asiento 1B. Viajaré marcha atrás en sentido literal. El sentido figurado, como el valor en la guerra, se presupone.

SUDOKUS-FÉ EN EL CAOS 
Capeando el aburrimiento, escucho lo que mi ipod prestado dispone en modo aleatorio, saltándome mis propias canciones y sonriendo ante el ingenio de otros. it’s always better on holidays. i wish you were my boyfriend. i want to buy you something but i don’t have any money. we should never have children. A mi lado, una mujer escribe un seis en su Sudoku. Con un cuatro hace la cara de mi retrato. Para enmarcar sin embargo todo el orden del universo encerrado en la malla de los pasatiempos japoneses. Cada número en su lugar. ninguno se repite. Todo encaja. Me agobio sólo de pensarlo.

BEST-SELLERS-THE SECRETARY
Invocado por los lectores de best-sellers de las filas 2, 5 y 9, se me aparece Dan Brown en el asiento de al lado. Pasado Albacete, me saluda amablemente con un gesto de cabeza e inicia una conversación sobre los cables de alta tensión que cosen el paisaje de Castilla la Nueva. Meto los dedos en las llagas de sus manos y al sacarlos teñidos de sangre no puedo negar que efectivamente se trata de él. No hay duda de que es un hombre inteligente, invita a cacahuetes y whiskey del bueno, y apostilla cada uno de mis comentarios con una nota de humor brillante y sagaz. Le hablo de mis prejuicios y sonríe divertido. Habla de Suzuki Elephants. Saca la cartera y me enseña fotos de cuando viajó al sur de Portugal, de su primera mujer y de los hijos que tuvo con ella. – Al principio piensas que podrías hacerlo todo por los niños, que renunciarías a todo lo que te gusta o que te dejarías atropellar por un camión. Luego descubres que ser padre no evita que sigas siendo el mismo cabrón egoísta y que vivir de forma ordenada te sigue costando tanto trabajo como antes. Le beso con tantas ganas que le araño la otra mejilla, y comienzamos a follar torpemente mientras dicta en mi oído y yo tecleo diligentemente: Mientras esperaba que abriera la ventanilla de atención al público de la Banque Cantonale de Genève, Natalia del Higadillo, sentada en un sillón Barcelona de 1929, tamborileaba sus dedos sobre el grueso maletín sin ningún atisbo de impaciencia. Faltaba media hora para poder sentarse ante el financiero de sonrisa amplia dispuesto a custodiar durante el tiempo que fuera necesario su pequeña fortuna de concejal y sentía que un cálido bienestar inundaba su cuerpo desde el estómago. En ningún momento se había sentido culpable; desperdiciar toda la capacidad de justificación y evasión de la culpa de su privilegiada cabecita sería simplemente un sacrilegio. A su derecha, posada en una pequeña mesa de cristal templado había un libro de visitas y un bolígrafo Montblanc unido al libro por un frágil cordel. Sin soltar el maletín y apoyada sobre el codo derecho, garabateó en una página en blanco Es cuanto menos adorable la candidez que demuestran al suponer que todos los ladrones que visitamos su banco no vamos a robarles los bolis. Por supuesto, en la camara acorazada del banco hay un manustrito del siglo IX que indica dónde está enterrado el arca de la alianza. Chupate esa, Indiana Jones. 

domingo, 15 de diciembre de 2013

lalará-lará-lará

de pié junto al lobo solitario, Caperucita deseó con todas sus fuerzas que este la devorara. 
sin embargo, él se giró hacia otro lado y ella tuvo que ir sola a todas partes.

sábado, 14 de diciembre de 2013

grandes males. grandes remedios.


Pascual Pechoabierto, caviló unos minutos antes de coger su telefono móvil. sin duda, la naturaleza de las circunstancias requería medios extraordinarios y como tal,  un esemese, era la opción más acertada. con dedos temblorosos y vértigo ante tal altura de miras, tecleo:

Toallas de Portugal para tu rubio veneciano. 
Si vuelves conmigo te compraré un iPad.
y para demostrar que iba en serio,  no utilizó ninguna abreviatura.

miércoles, 11 de diciembre de 2013

la simbología de la mecedora






en Infiltrados, la película de Scorsesse, el personaje que encarna Matt Damon está en la cama con su novia y algo indica que las cosas no van bien, y que hay tormenta en el horizonte y que puede que no dentro de mucho constaten que yanotequierocari. y entonces él se vuelve tan razonable cuando se vuelve hacia ella para decir: [To Madolyn] If we're not gonna make it, it's gotta be you that gets out, cause I'm not capable. I'm fucking Irish, I'll deal with something being wrong for the rest of my life.
))<>((
siempre me pregunté por qué, por qué el Ian Curtis se colgó de una viga, por qué cuando apareció annike con el aura de soytodoloquedeseascari no mandó a debbie a tomar fanta e ir con su belga a retozar en las playas de una isla griega. subnormales emocionales, emotionally challenged que dirían en usa.
))<>((
lo malo es que te pase lo de Frank Lloyd Wrigh, que te lías la manta a la cabeza, abandonas mujer e hijos por una pelandrusca, intelectual, pero pelandrusca al fin al cabo, para que al poco, venga uno con muchos resentimientos y te queme la casa con la amante y los hijos nuevos dentro.
))<>((
en un alarde de sinceridad, Isabel relicario escribió en una servilleta << Parece fácil cuando miras y es muy difícil cuando lo intentas. Como el patinaje, como afilar un cuchillo, como hacer una tortilla de patatas. Por ello no puedo sino asombrarme del contrasentido, del irreverente milagro cósmico que supone envejecer junto a alguien a quien no acabas culpando de lo que te falta. Y es que entre la combinatoria y la psicología hay un espacio demasiado grande para encontrarse, demasiado pequeño para soportarse.
))<>((
algo es innegable. el milenarismo va a llegar.

miércoles, 4 de diciembre de 2013

uno del derechas uno del revés



ahora vivo aquí.

lo llamo el desierto de sonora porque vine de la mano de bolaño, eso ya lo saben ustedes aunque no sepan a qué me refiero, pero en realidad se parece más a la isla desierta en medio del océano, de esas en que estás completamente solo y las horas se te van en los intentos, los intentos por sobrevivir, los intentos por escapar.

es desierto de sonora. es isla desierta. es ítaca con penélope tejiendo y destejiendo. huelga decir que yo soy la penélope, no por los pretendientes de mi palacio, sino por lo del ulises de picos pardos por guerras y guarras. hasta escribí una canción sobre ello. una muy mala, de esas que da vergüenza reivindicar, pero ahí está acechando para salir en forma de rosquilla iridiscente.

me hago mayor. me vuelvo mediocre. palpita la resistencia. no sé por dónde acabará estallando la cosa. espero que no por belle de jour.

miércoles, 10 de julio de 2013

hora de verano de europa central



este verano ha empezado con ojeras de tres pisos, diarrea y una tos que me partía en dos el pecho y el centro de la frente, lo que no me ha impedido volver a cruzarme el país de costa a costa, esta vez cambiando vertical por diagonal, albacete caga y vete. el atisbo de estabilidad que había supuesto regresar a mi ciudad umbilical vuelve a entrar en crisis ante los cantos de sirena que prometen trienios y planes de pensiones. me acompaña en el viaje arturo belano, una carpeta sobre la que escribí "documentos importantes" y la bizquerita de los pesimistas incorregibles. largo es el camino. oscuro el mapa.

ahora tengo mucho tiempo para pensar y pocos amigos con los que emborracharme.
necesito soluciones.

jueves, 27 de junio de 2013

ley de memoria histórica



mi primer beso  fue como un caracol: pequeño, blando y un poco baboso. yo iba a cumplir diecisiete años, trataba de camuflar mis abundantes inseguridades con toda clase de ingenuas estrategias y salvaguardaba mi virtud con la determinación de Juana de Arco. por inexplicable que parezca, todo ello ponía a Manuel Trovira más cachondo que un mandril, lo que a su vez me proporcionaba una sensación de bienestar de la que me resultaba difícil prescindir. y no es que Manuel Trovira brillara por sus encantos, y ciertamente se podría decir que el muchacho me gustaba poco o nada, pero la autoestima de las que no somos muy guapas necesita cierto estímulo every now and then.

así que me hacía la interesante, o al menos todo lo que mi torpeza me permitía, mirando por la ventana en los momentos clave de las fiestas, con la única intención de erigirme en ejemplo viviente del me-gusta-cuando-callas-porque-estás-como-ausente. por suerte o por desgracia, todos los adolescentes son tan gilipollas como una servidora, y el día que hice lo propio una vez que veníos-a-mi-casa-que-mis-padres-se-van-al-pueblo-y-tengo-las-llaves-del-mueblebar, Manuel Trovira me siguió entusiasmado al balcón pensando que así se las ponían a Felipe II*. no recuerdo muy bien de qué hablábamos, sólo recuerdo que yo estaba en mitad de una frase y que no me ví venir el momento en qué la boca de Manuel Trovira II de Austria o Habsburgo vino a aterrizar sobre la mía con el ímpetu de la armada invencible. con idénticos resultados, por otra parte.

pasada la sorpresa inicial, y tras quedarme unos segundos como los conejos cuando les dan las largas, mi reacción fue la de huir a la francesa y la de entrar en fase de negación:

 eso NO había sido mi PRIMER beso. 

¿cómo era posible entonces que un instante que se quedaría GRABADO a fuego en mi MEMORIA incluyera la mirada bovina de manuel trovira por un lado, y el concepto "demasiada saliva"  por otro? ¿dónde estaban entonces el equivalente santanderino de ethan hawke, el atardecer, la playa estaba desierta el mar bañaba tu piel,  y celine dion cantando el my heart will go on acompañada por la Real Banda de Gaiteros de la Diputación de Ourense?  solo los preferentistas de bankia pueden comprender lo que se siente ante tal estafa.



hoy ya no le veo tanto sentido a mis ganas de interponer una demanda judicial a la factoría disney por publicidad engañosa (que levante la mano al que los cuentos de hadas no le hayan creado falsas expectativas o directamente algún trauma). en parte porque últimamente mi vida es un poco triste y valoro todo lo que me hace reir, entre ellos el recuerdo de manuel trovira, sus jerseys de grecas y aquella dentadura que pedía a gritos una ortodoncia. en parte porque me hace asombrarme ante la  potencia que tiene el recuerdo de un momento frente a la vivencia del momento en sí;  me hace pensar que recordar es sinónimo de revivir y que tengo la impresión de que revivir es muchas veces más importante que vivir; me hace constatar que se ven más conciertos a través de la pantalla del smartphone que bailando desenfrenadamente y que creo que ello se debe a algo de la naturaleza humana que nos lleva a intentar capturar el momento para poder reexperimentarlo hasta el infinito y más allá. y que sometimes "the thinking" is better than "the doing". 






 
(*) El rey Fernando VII era un gran aficionado al billar y solía jugar con los miembros de su camarilla. Estos, deseosos de agradar al soberano, procuraban siempre fallar sus golpes y hacer que las bolas quedasen en inmejorable situación para que el monarca hiciese sucesivas carambolas. De ahí proviene la frase hecha "Así se las ponían a Fernando VII", que se refiere a la facilidad que se le presenta a una persona de cara a afrontar una tarea.  Se desconoce el motivo por el que dicha expresión evolucionara con el paso del tiempo hacia la formulación "Así se las ponían a Felipe II", de uso mucho más frecuente en la actualidad, aunque hay teorías que apuntan a que el padre del Escorial, más que al billar, era aficionado a jugar a la oca: de moza a moza y tiro porque me toca.

sábado, 27 de abril de 2013

¿se lo envuelvo para regalo?



(permítanme que hoy les copipastee integramente algo que encontrado en un sitio muy chungo, y que me ha dejado picuet)

"Kokigami es el nombre con que se designa a un juego erótico de origen japonés que consiste en envolver el pene con un disfraz de papel. De esta forma se sorprende y divierte a la pareja, dándole más morbo y chicha al juego del amor.

Procede de las palabras japonesas “koki”, que es un pañuelo que llevan los actores del teatro japonés Noh, los “waki”, alrededor de la cintura cubriendo la zona genital, y “gamia”, que significa papel. Todos los actores Noh son hombres y usan el koki para cambiarse rápidamente de vestuario. Lo utilizan de sombrero, máscara, venda e incluso como arma.

Este picante divertimento y preámbulo amoroso, ya era practicado por la aristocracia japonesa del siglo VII, y consistía normalmente en recrear animales de los cuales el hombre adquiría su fuerza y poderes. En las noches de amor, el esposo envolvía su miembro viril y testículos con pañuelos de seda y cintas formando diseños divertidos y complejos. Luego el paquete erótico se ofrecía a la amante, la cual lo desenvolvía sensualmente. Dicho acto excitaba a ambos. Con el paso de los siglos, las telas fueron sustituidas por figuras confeccionadas con papel de seda. Con el decrecimiento del precio del papel en el siglo XVIII, se hicieron más accesibles a la gente común y aumentó su popularidad.

Probablemente este juego procede del origami, el arte de crear figuras con papel, o del kirigami, el arte de cortar papel para hacer figuritas. También se cree que debe provenir del tsutsumi, el arte de envolver regalos, una técnica mucho más antigua que todas las anteriores. Aquí tenéis varios patrones por si tenéis tiempo y queréis probar experiencias nuevas. "


sábado, 20 de abril de 2013

lo mismo de lo mismo



se me ocurre hablar de lo guapa que estoy con mis bragas de volantes, y el miedo que me da volar y morir y los portazos, por eso de que casi pierdo la mano derecha una vez, y la irresponsabilidad que me posee, busco exorcista barato, del tiempo que paso reclinada en mi sofá esperando que pase algo nuevo, escupiendo flemas, literalmente, escupiendo flemas y sintiéndome culpable por lo divino y humano, algo tan cristiano, tan cristiano, tiene gracia, tiene gracia, las chicas de colegio de monjas son todas unas putas, me pregunto si esto es extensible a las maestras de colegios de curas, te voy a leer la cartilla mientras me bajo las bragas, las bragas de volantes, parezco estúpida con mis bragas de volantes. teñirse de pelirroja y flotar en la bañera, como ofelia muerta, como pj harvey, como las mujeres que no seré, la envidia y la culpabilidad, siguen ahí martilleando, los celos enfermizos y el miedo, el miedo a campo abierto, lanzándo desde sus catapultas flemas y más flemas. mikolapiz. frigopie. frigopene. si chupas el palo tendrás un premio.

sábado, 23 de marzo de 2013

valeriana forte




saben saben saben bien que suelo hacer ondear la bandera de la sensatez con cierta frecuencia. que ante los impulsos rompepiernas que le sobrevienen a mi chargazza con eso de que vivió en barrio chungo de Nápoles en plena guerra de sucesión de la camorra, me autoerijo en ejemplo de cordura y templanza. que argumentando que la cornisa cántabrica queda casi al otro lado de los pirineos y que eso nos convierte de facto en europeos de los de verdad, de los que ni se cuelan en el autobús ni salpican al mear, defiendo la acción desde la reflexión, el autoanálisis crítico y sereno, y  el "sé razonable, cari" como principios universales.

por ello, si a japón le han hecho una jugarreta emocional de esas de mear y no echar gota, mientras a la Laregla le ataca de súbito un SPM de órdago y comienza a afilar sus cuchillos para castrar a quien haga falta, yo me poso en su hombro cual pepito grillo tocapelotas y le insto a no hacerse mala sangre, a ser empática, que mola mil, y a controlar su furia usando la táctica de "la luz en mí".

en la práctica todo esto es mucho más difícil de mantener por eso del consejosvendoqueparaminotengo. si no, sería inexplicable todo este insomnio que se  me ha echado encima esta noche por descubrir, facebookotilleo mediante, que una chica es guitarrista.

odiar, lo que se dice odiar, es decir, haber fantaseado con romperle a alguien varios dientes con una réplica de la catedral de milán, sólo he odiado a dos personas en mi vida. personas que, por otro lado, conocía poco o nada. lo sé, es triste, pero más triste es robar. dos chicas, para más datos, dos chicas lo suficientemente guapas/listas/divertidas/increíbles como para que alguien -con pene, se entiende- las prefiriera a mí en algún momento concreto, y que ello, como consecuencia, me hiciera embarcarme en un viaje de muchos meses por los pantanos del dolor, la ansiedad, la frustración, la diarrea y dale a tu cuerpo alegría macarena.
  1. respuesta condicionada. 
  2. qué campana ni qué perro muerto, paulov. 
  3. llamémoslas Zorra1 y Zorra2 para simplificar.
lo bueno de odiar es que no dura todo el tiempo.  no digo yo que ahora no esbozara una leve sonrisa si un piano de cola cayera sobre las cabezas de estas dos dulces señoritas mientras menean sus diminutos traseros por las calles de esas ciudades tan modernas en las que viven. pero haciendo honor a la verdad, el tiempo, si no logra borrar del todo, sí que difumina, y esta mañana casi no podía recordar dónde había guardado aquel cuaderno negro en que escribí sus dos nombres con sangre y mocos.

es curioso por tanto, que esta noche, sentada en mi sillón voltaire, escriba este post garabateando con ira en dicho cuaderno negro, con el pulso algo acelerado, celosa hasta las entrañas y maldiciendo la hipertextualidad de internet y el sendero invisible que me ha conducido a saber más de lo conveniente, es decir, que Zorra1, a parte de su cerebro privilegiado, su trabajo tan creativo y tan genial, sus actividades de voluntariado, su estética vintage, sus viajes de trabajo a shanghai y su melena rubia al viento, toca la guitarra en una banda con mucha más actitud y mejores piernas que las que tú podrás tener en tu vida, reina.

seguro que también recicla. la muy puta.

jueves, 14 de marzo de 2013

LDC sobre papazos.

 

Entre el 2008 y la primera mitad del 2012 creo que no vi la tele. En serio, eehh, vamos, que no es broma. De hecho recuerdo un montón de conversaciones de las que no pillaba las bromas y entonces me tenían que poner video del youtube para que me pusiese al día.

Tampoco veía series. Aunque, pobre de mi, estuve enganchada a la del oso polar durante años. Actualmente, debido a mi estado de prejubilación juvenil, veo todas las series del N E O X y, como no, how I met your mother. (My mother, with the roddis in the guanter!? para los amigos)

De que va este post. Pues de indignación.

Resulta que ha llegado a mis pobres y cansados ojos el trailer de una obra de arte cinematográfica protagoniza nada menos que… por Ted. Bueno, del actor que hace de Ted en la susodicha. La porquería de peli, que a juzgar de lo que he visto podría perfectamente haber sido obra del asqueroso M o c c i a, probablemente se desarrollará en los siguientes 6 puntos:

-Un tío de 35 tacos con el síndrome de Peter Pan,

-una tía de 22 que se cree que lo sabe todo,

-tío y tía se enamoran,

-tío sabe que esto está mal (…pero le pica la cuca como cuando tenía 17),

-tía sabe que esto está bien (ya que se lo dice su corazón),

-Amor, pelea, amor otra vez.

Y una mierda.

Miren, de verdad, mejor las pelis de vampiros, en serio.